martes, octubre 07, 2008

No cantó The Great Below... pero estuvo genial!

Aún estoy en proceso de digerir lo sucedido en el Arena.
Todo aún me parece irreal, borroso,
me cuesta reconstruir los momentos.

Siempre vi conciertos en vivo de NIN y se veían estadi
os repletos... nunca imaginé verlo desde la primera fila, menos aún tener alguna interacción con él,
mi amor platónico por años, Trent Reznor.

Por eso, sigo en estado de shock por lo sucedido.


Fue como casi mágico,
llegar casi a las siete de la tarde,
rescatar las entradas de preventa,
entrar por una fila lateral, rapidamente, para correr a la cancha y quedar a una persona de mi amado TR.
Y esperar, y esperar, y aguantar a Vigilante,
un grupo chileno industrial q eran como una reminiscencia lejana a Rammstein, que le puso empeño, pero las ansias de ver a TR en vivo
eran tal, que lo unico q queriamos todo ahi era bajarlos pronto.

Y esperar nuevamente, y notar q las mujeres saldriamos damnificadas de ahí,
asi q afirmando posiciones, tomándonos del brazo, para q la masa no nos aplastara.

Y cuando apareció, fue el caos!...
me quedé en silencio en estado de shock,
a menos de tres metros de mí,
estaba él mismismo Trent Reznor!!!.
La multitud nos empujaba con fuerza contra la reja,
de hecho, sigo adolor
ida de la experiencia; recibí codazos,
apretones, empujones,
me cayó un imbécil arriba de la cabeza,
por q le dio por jugar a la estrella de rock,
pero nadie me movió de ahí
(gracias compañera de fila, ya q aguantamos juntas!!).


Comenzó cantando canciones de The Slip

(1.000.000, Letting you y Discipline)
Con 1.000.000 hizo unas poses q nos hicieron gritar como enfermas.
Luego vino un clásico esperado, March of the pigs,
donde literalmente
quedó la escoba;
la gente comenzó a saltar y a cantar a gritos la canción,

TR feliz nos miraba desde el escenario,
las personas de más atrás comenzaron
a empujarse o algo asi, porq sentiamos la presión sobre la reja.
Cuando cantó Piggy llegó mi momento de mayor felicidad,
TR bajó al público, donde practicamente fue devorado por sus fans (incluyéndome),que lo tomamos y tocamos
sin quererlo devolver.
TR nos dejó hacer, sin chistar, mientras felices
tomabamos
su mano, sus brazos y su cara.

Además de ser un ex
celente frontman,
TR traía consigo el espectaculos de luces
y efectos más impresionantes que he visto en un recital.
Cada paso friamente calculado,
para dejarnos con la boca abierta (literalmente).
Las frases que más se escuchaban entre el público eran:
"Esto es la zorra";

"Esta wea la cagó";
"¿Qué le pasa a este hueón?",
"Woow".

El rojo de Closer, la cortina para The warning y Vessel,
el fondo verde como si fueran serpientes de Reptile,
el genial efecto de
Only, el sintetizador de Echoplex,
la ciudad en llamas de In this twilight, y asi podemos seguir sumando
detalles y efectos geniales que hicieron único ese momento.

Conteniendo la respiracion para no querer perderse
de ningun detalle de tan flamante escenario,
y sin querer perder de vista a TR
q se movía incansable por todo el lugar,
botando micrófonos, lanzando panderos y guitarras.
Corriendo y entregando energía a raudales con cada canción.


Parco en palabras, sólo nos informó que le tenían un problema tecnico con la batería, que volverían nuevamente por estos lares y que nos daba las gracias por la espera. Tremendamente perfeccionista, preocupado de cada detalle. Pasional, hasta emprenderlas con el telón al fallar un efecto
y quedar con un pequeño corte en el brazo.
El cierre final, donde el Arena se estremeció al unísono,
fue cuando comenzó a cantar Hurt,
y verlo ahí en vivo y en directo,
cantando una de
las canciones más importantes de mi vida, fue tan emocionante,
que no pude evitar un nudo en la garganta.


En cierto momento del recital, sentí que habia pagado poco
(y eso q mi entrada no era barata) por ese tremendo espectaculo.

Que un tipo como TR es unico e irrepetible.
Me senti afortunada de estar ahi.
Me senti cansada y feliz cuando terminó todo, sin salir
nuevamente, ya q no hacen bis.
Con las piernas debiles de tanto saltar y la garganta adolorida de tanto gritar.
Fue como un encuentro amoroso, pasional y visceral,
esperado y añorado, que sucede de golpe y te deja feliz y satisfecho.
Y como todo encuentro amoroso, te dan ganas de repetirlo,
por eso en mi cabeza
trató de ordenar mis imagenes
para meterlas en la carpeta de los recuerdos inolvidables.


Para hacerlo más real, the cameraman (L) tomó fotos espectaculares

que retratan lo mejor de TR, desde donde estabamos.

Sigo en shock.
Sigo con ganas de más.

Sigo sin palabras (a pesar de la verborrea de arriba).

Gracias Trent por todo (i love you).




Track list del concierto (Arena Movistar, 4/10/08)
1.- 1.000.000

2.- Letting you

3.- Discipline

4.- March of the pigs.

5.- Piggy
6.- The Frail
7.- The Wretched
8.- Head down

9.- Closer
10.- Gave up

11.- The Warning

12.- Vessel
13.- Corona Radiata/Pinion
14.- Wish
15.- Terrible lie

16.- Survivalism
17.- The big come down
18.- Ghost 31
19.- Only

20.- The hand that feeds.
21.- Head like a hole
---- Encore---
22.- Echoplex
23.- Reptile
24.- God given

25.- Hurt
26.- In this twilight

No hay comentarios.: